Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

La situación de emergencia de los comerciantes alimentarios

Nelson Figueredo, presidente de la Cámara de Alimentarios de Pergamino. (LA OPINION) Nelson Figueredo, presidente de la Cámara de Alimentarios de Pergamino. (LA OPINION)

El presidente de la Cámara de Alimentarios de Pergamino, Nelson Figueredo, manifestó al respecto: “Las ventas están estancadas, la situación ha tocado fondo”.


A pesar de que los alimentos constituyen un elemento de primera necesidad, los comerciantes alimentarios también registran una retracción importante en los niveles de ventas.
El presidente de la Cámara de Alimentarios de Pergamino, Nelson Figueredo, no usó eufemismos que atemperen su pensamiento: “Las ventas están estancadas, la situación ha tocado fondo”, enfatizó y manifestó que, a su parecer, la crítica situación es multicausal: “Además de que el consumidor ha perdido poder adquisitivo las personas de clase media han experimentado un cambio de hábitos en el consumo, por ejemplo, prefieren ahorrar en la compra de los productos de la canasta básica alimentaria para después, por ejemplo, irse de vacaciones”.
Otra de las cuestiones que influyen en la baja de los índices de ventas es, según Figueredo, que existe en Pergamino “una sobredimensionada oferta con respecto a la demanda. Y en esto hay que destacar que a los comercios minoristas de proximidad los afectó mucho el boicoteo que se hizo, por ejemplo desde el Banco Provincia, que orientó la compra hacia los comercios de grandes superficies”.

Por el tarifazo
Como en todos los casos, a las bajas en los niveles de ventas se suman los aumentos en las tarifas de los distintos servicios, que los comerciantes pueden asumir de dos modos: o los absorben minimizando su rentabilidad o los trasladan a los precios, lo que podría importarle menos ventas; en ambos casos, lo que se ve afectada es su rentabilidad, que en algunos rubros con productos de bajo costo y con poca rotación de gente, por ejemplo en un barrio, ya de por sí era escasa.
“Los aumentos de la luz, del gas, de los impuestos municipales, la presión tributaria que es exagerada complican más aun la situación”, afirmó Figueredo.
Consultado sobre si se realizaron gestiones ante las autoridades de organismos superiores de comercio, el presidente de la Cámara de Alimentarios afirmó que elevaron a las cámaras superiores el reclamo de los comerciantes por el tarifazo ya que es lo que más les afecta.

Informalidad
Por otra parte, por la gran presión tributaria hay muchos comercios que están pasando a la informalidad. “Cuando el comercio es empujado hacia la informalidad, lo empuja hacia la marginalidad”, afirmó Figueredo.

Nosotros no
Por último, Figueredo aclaró a los consumidores que “los pequeños comerciantes no somos formadores de precios para eso están las multinacionacionales que ofrecen promociones exageradas y dan la pauta de los márgenes de rentabilidad obscenos. Y después encima tenemos que escuchar que las firmas necesitan hacer un recorte, quieren despedir empleados y tienen el aval del Gobierno que decide beneficiarlos y seguir siendo indiferentes a los comerciantes nacionales”.