Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Economía y Agro

Hay expectativas para la cosecha, pero las lluvias no tienen que estropearla

El próximo fin de semana arrancará la cosecha de maíz en la región, con rindes estimados entre 85 a 90 qq/ha. (LA OPINION) El próximo fin de semana arrancará la cosecha de maíz en la región, con rindes estimados entre 85 a 90 qq/ha. (LA OPINION)

Los rindes máximos treparán por encima de los 50 quintales por hectárea en soja y sobre los 150 en maíz en la región. Se trillaron algunos lotes aislados que indican excelentes resultados. El grueso de la cosecha comenzará en una semana. Hay un gran entusiasmo, pero persiste el temor por nuevas precipitaciones.


La región núcleo producirá unas 20 millones de toneladas de soja y en Marcos Juárez estiman rendimientos máximos por encima de los 50 quintales por hectárea (qq/ha). Se trillaron algunos lotes aislados que indican excelentes resultados. El grueso de la cosecha comenzará en una semana. El 60 por ciento de los lotes se mantienen entre excelentes y muy buenas condiciones, un 30 por ciento en buenas, mientras que un 10 por ciento se las considera como regulares por los problemas con anegamientos. El rinde promedio se afianza en 43 qq/ha. Las siembras tempranas están culminando su ciclo, un 20 por ciento están en plena madurez (R8), un 40 por ciento comenzando a madurar (R7) y un 40 por ciento más atrasadas terminando de llenar los granos (entre R5 y R6).

La soja de segunda

Baja la brecha de rindes entre la soja temprana y la de segunda, habrá lotes que rendirán casi como los de primera. En Marcos Juárez se estiman rindes promedios de 38 qq/ha, en los otros, los afectados por las excesivas lluvias, rendirán entre 10 a 20 qq/ha. Un 60 por ciento de los cuadros de segunda están entre excelentes y muy buenos, un 28 por ciento buenos y un 12 por ciento regulares. El rendimiento promedio de la región se afirma en 33 qq/ha.

Maíz retrasado por lluvias

Las cosechadoras siguen en espera y hay 12 millones de toneladas de maíz que esperan el buen tiempo. Es un gran volumen y podría generarse un serio problema de logística si se sigue deteriorando la cominería. Y hasta podría haber problemas en la calidad del grano. El rinde promedio se estima en 111 qq/ha. Los picos podrían superar los 150 qq/ha. El maíz tardío y de segunda está llenando granos, un 55 por ciento como grano lechoso y un 20 por ciento como grano pastoso. El resto, un 25 por ciento, todavía está en floración. El 81 por ciento de los cuadros se los considera con las mejores condiciones, un 17 por ciento como buenos, mientras que solo un 1 por ciento de los lotes está en regulares condiciones por haber tenido problemas de anegamientos.

¿Y si llueve?

Si llueve de forma abundante habrá serios problemas. Podría afectarse la productividad de la oleaginosa, sobre todo a sojas de primera, seguir retrasando la cosecha maicera y complicar más toda la logística. Tras las lluvias de la semana pasada, numerosas áreas quedaron sin caminos transitables para ingresar a los campos. Aparte no hubo condiciones de piso para comenzar a generalizar la cosecha maicera. Los técnicos del área advierten que las napas están muy altas. Hay nuevos pronósticos de lluvias y aún falta mucho por cosechar. Los indicadores van a favor de lluvias por encima de lo normal y se teme los efectos de una marcada sobreoferta de agua durante abril.

En la zona

Entre 5 y 20 milímetros se midieron en San Antonio de Areco la semana anterior: “El próximo fin de semana arrancará la cosecha de maíz, las humedades de granos están entre 16 a 18 por ciento con rindes estimados por encima de los 85 a 90 qq/ha”, indican los ingenieros. Los caminos al igual que los pisos están al límite con la humedad; cualquier chaparrón complicaría el tránsito. “Con los días más cortos y frescos no se secan tan rápido los caminos, sumado a la falta de mantenimiento”, comentan.

Las sojas de primera están muy bien, las últimas lluvias no afectaron los lotes, están sanos. Son pocos los cuadros que debieron controlarse con fungicidas. Hay algo de oruga medidora, pero en bajos niveles. Los lotes más tempranos de ciclos cortos ya están amarillando y perdiendo hojas; para fin de mes estaría comenzando la cosecha. Se esperan rindes promedios cercanos a 38 a 40 qq/ha.

Las de segunda, a pesar de los lotes que quedaron abandonados y las pérdidas por encharcamiento y baja densidad de plantas logradas, han alcanzado un buen desarrollo, comentan. Se observa avance de Septoria y de Oruga medidora, para lo cual se están haciendo los controles. Hay mucha disparidad entre cuadros, algunos muy buenos, casi como los de primera y otros abandonados. Se estiman rindes promedios de entre 10 a 20 qq/ha. Los maíces tardíos y de segunda se encuentran en floración y llenado de granos, en muy buenas condiciones. Se esperan rindes superiores a los 80 qq/ha.

Viaggio Espresso