Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Elecciones

Con casi el 60% de los votos, Javier Martínez fue reelegido intendente

Javier Martínez con varios de sus allegados celebran el triunfo apenas conocidos los resultados. (LA OPINION) Javier Martínez con varios de sus allegados celebran el triunfo apenas conocidos los resultados. (LA OPINION)

El mandatario recibió un contundente apoyo a su gestión al ser reelecto con el 58,79 por ciento de las voluntades pergaminenses. Eugenia Ball Lima quedó segunda, con el 31,88%. Héctor Gutiérrez estuvo muy por debajo de las expectativas, con apenas el 7,53%. Los concejales se los repartirán entre las dos primeras fuerzas.


Javier Martínez es el intendente reelecto de Pergamino, tras confirmarse el escrutinio provisorio de las elecciones del domingo, que lo dan ganador con el 58,79 por ciento (39.700 votos). El candidato de Juntos por el Cambio superó por una amplia diferencia a su principal rival, Eugenia Ball Lima (Frente de Todos), que logró el 31,88 por ciento (21.529 votos). Ambas listas ubican concejales en la nueva composición del Concejo Deliberante En tercer lugar quedó Héctor “Cachi” Gutiérrez (Consenso Federal), que alcanzó el 7,53 por ciento (5.091 votos) y la cuarta fuerza fue el Frente de Izquierda y los Trabajadores que postulaba a Darío Tesone, con el 1,78 por ciento (1.203 votos). Estas dos últimas listas no alcanzaron el porcentaje mínimo para tener representantes en el Concejo Deliberante.
La elección de Martínez no fue sorprendente en términos del triunfo mismo, porque en la previa la hipótesis más firme era la de una victoria del candidato macrista. Pero fue asombrosa la diferencia que finalmente lo separó de Ball Lima, de 27 puntos porcentuales y que en votos fue de 18.171 sobre un total de sufragios positivos de 67.523.
El triunfo de Martínez se puede traducir en un fuerte respaldo de la comunidad pergaminense hacia la gestión municipal de los últimos cuatro años y en la confianza hacia un intendente que de ahora en más deberá gobernar sin sus aliados políticos en el poder en la Nación y la Provincia.
Casi seis de cada 10 pergaminenses eligieron a Martínez por sobre el resto de los postulantes, de modo que le cabe el rótulo de contundente a su triunfo.

Concejales
De quedar confirmados estos porcentajes en el escrutinio definitivo que comenzará hoy, el Frente Juntos por el Cambio colocaría seis concejales (Julio Adrover, Gabriela Taruselli, Diego Basanta, María Paula Bustos, Walter Baccarini y Ana Di Santo), mientras que el Frente de Todos colocará los cuatro restantes (Guillermo Aiello, Macarena García Santander, Héctor Cattaneo y Laura Clark).
De todos modos, vale aclararlo, hay que aguardar el escrutinio definitivo para determinar el reparto de las bancas. Se está frente a un margen estrecho para que la lista de Martínez coloque otro concejal en detrimento de la de Ball Lima. Para que ello suceda la lista del Frente de Todos debe caer por debajo del 30 por ciento (en el provisorio tiene el 31,88) o bien que la de Juntos por el Cambio supere el 60 por ciento por más amplitud que la lista contrincante pase el 30. Es decir que si terminara 62 a 31 por ciento, la lista de Martínez colocaría siete ediles y se lo restaría a la de Ball Lima. En ese caso ingresaría Karim Dib y quedaría afuera Laura Clark.
Lo concreto es que con los números actuales, que no deberían diferir demasiado de los definitivos, el oficialismo sumará seis bancas a las seis que posee con dos años más de mandato (Matías Villeta, Gisela Cerminara, Fabián Albuerne, Victoria Martínez White, Emanuel Linares y Antonia Caldentey), de manera que se asegura una mayoría automática al menos hasta el 10 de diciembre de 2021.
El Frente de Todos, en tanto, sumará cuatro ediles a los tres que quedan con mandato (Lisandro Bormioli, Leticia Conti y Alvaro Reynoso) y será la principal y eventualmente única fuerza opositora. Hasta ahí se cuentan 19 bancas sobre 20. La restante corresponde a Marita Conti, del Frente Renovador, partido que ahora forma parte del Frente de Todos. Habrá que ver si se suma formalmente al bloque o funciona como interbloque. De cualquier manera el Concejo Deliberante funcionará con una fuerza oficialista mayoritaria de 12 bancas propias y ocho opositoras, en este caso concentradas en una única fuerza.
De este modo el exintendente Héctor Gutiérrez se quedará sin representación en el Concejo, ya que su principal alfil, Ramiro Llan de Rosos, que encabezaba la lista de concejales de Consenso Federal, no podrá renovar su banca porque la nómina no alcanzó el nivel de adhesiones suficiente. El otro edil alineado a Gutiérrez es Carlos Elizalde, que termina mandato en diciembre y no se postuló para la renovación.

Normalidad
Los comicios se desarrollaron con normalidad en Pergamino. Salvo algunas mínimas cuestiones que nunca faltan, en líneas generales no se registró ningún tipo de incidente.
Fue alto el porcentaje de votantes, incluso superior al que asistió en las Paso del 11 de agosto. En aquella oportunidad fue a votar el 76,93 por ciento de los ciudadanos habilitados. En esta ocasión fue el 81,49 por ciento. Significa que este domingo fueron a votar unas 5.000 personas más que en las Paso.
Fueron habilitadas 272 mesas en todo el distrito y ya para el mediodía había votado más de la mitad de los empadronados. Esta vez tanto el procedimiento en el cuarto oscuro como el del recuento de votos fue mucho más dinámico. La gente demoraba alrededor de un minuto en entrar al cuarto oscuro, colocar la boleta en el sobre y luego depositarlo en la urna. También fue ágil el momento de contar los votos, ya que para las 19:00 se conocieron los primeros resultados que comenzaron a marcar la tendencia favorable a Martínez, y media hora después los números fueron contundentes, ratificando la predilección del electorado pergaminense hacia el referente de Juntos por el Cambio.

En Centenario

Javier Martínez dijo sentir orgullo por recibir el reconocimiento de la gente tras cuatro años de gestión.
Sobe las 20:45 del domingo el intendente reelecto llegó al local de campaña de Juntos por el Cambio del barrio Centenario, ubicado sobre la avenida Juan B. Justo al 1700 y confirmó que la tendencia que lo daba ganador era irreversible. En ese momento evitó dar números, pero se sabía que en el conteo parcial la performance en la categoría de intendente rondaba el 58 por ciento para Martínez, contra el 32 de Eugenia Ball Lima, del Frente de Todos. En tanto ya se sabía que Héctor Gutiérrez no estaba llegando al 10 por ciento.
“Claramente estamos por el buen camino, así nos lo hizo saber la gente” fue lo primero que dijo Martínez, acompañado por Julio Adrover, que fue electo primer concejal y será virtualmente el viceintendente.
“El porcentaje (de votos obtenidos) es el que esperábamos, es una gran elección y habrá que revisar si no es histórica en términos de votos que logramos”, señaló el mandatario que continuará en el cargo hasta 2023.
Martínez también remarcó que durante la jornada electoral “hubo algunas irregularidades” y que fueron hechas algunas denuncias en ese sentido, porque “son trampas a la democracia que debemos erradicar”. Se refirió puntualmente a la aparición en los cuartos oscuros de boletas de Juntos por el Cambio en las que para la categoría intendente había un candidato de otro distrito.
Luego el intendente reelecto recibió el saludo de cada uno de los adherentes a Juntos por el Cambio que fue a festejar el triunfo. En el local también estaban los integrantes de la lista de concejales y consejeros escolares, funcionarios del Ejecutivo, actuales concejales, todos en un marco festivo por haber retenido la intendencia y por un amplio margen, sorprendente para propios y extraños. No obstante se percibía un dejo de desazón ante la certeza de que Mauricio Macri no había podido retener la Presidencia ni María Eugenia Vidal la Gobernación.
En un monitor se iban exhibiendo los resultados minuto a minuto, a medida que los fiscales llegaban con sus datos locales. Así, para alrededor de las 22:00, se tuvo el 99 por ciento de las mesas escrutadas, que daba ganador a Martínez con casi el 59 por ciento de los votos, y fue el momento de mayor efusión de la noche. Martínez tomó el micrófono, agradeció a la militancia por el trabajo realizado durante la campaña y los instó “a seguir trabajando, con dedicación y esfuerzo, porque este respaldo que nos acaban de dar nuestros vecinos nos obliga a superarnos todos los días”.

Frente de Todos
En el local de campaña del Frente de Todos, de San Martín entre Merced y 9 de Julio, la situación era diametralmente opuesta: se festejaba el triunfo nacional y provincial y se trataba de disimular el resultado local, no tanto por la derrota, previsible por cierto, sino por el margen en que terminó sucediendo.
Dirigentes de varias corrientes del PJ se acercaron hasta el local para celebrar el regreso de peronismo al poder en el país y la Provincia. Fue cortada la calle y los asistentes durante varios minutos vitorearon al tiempo que fueron lanzadas varias bombas de estruendo.
No obstante el resultado que colocó a Ball Lima 27 puntos porcentuales por debajo de Martínez, esa diferencia no se ve proporcionalmente reflejada en la cantidad de concejales que colocará cada fuerza. Ese fue motivo de celebración en el Frente de Todos, porque aún en la derrota por el Ejecutivo, la colocación de cuatro ediles contra seis que pondrá la lista ganadora, no dejaba de ser una buena noticia.