Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Amadeo recibió su nuevo documento: el cierre deseado tras cinco años de lucha

La foto que Mario y Paola compartieron en redes sociales junto a Amadeo. (FACEBOOK: AYUDEMOS A AMADEO) La foto que Mario y Paola compartieron en redes sociales junto a Amadeo. (FACEBOOK: AYUDEMOS A AMADEO)

Mario y Paola, sus padres adoptivos, contaron a través de las redes sociales que ya cuenta con el DNI que acredita su filiación López Bianchi. El caso movilizó a Pergamino para lograr que la Justicia no separara al niño del matrimonio. En diálogo con LA OPINION, Mario pidió mayor rapidez en el proceso de adopción. “Pónganse en el lugar del niño”, expresó.


A las 8:00 del martes Mario y Paola recibieron un llamado. Los notificaron que había llegado la nueva partida de nacimiento de Amadeo. Sin perder tiempo, la “familia corazón”, como la llama el niño que años atrás movilizó a la comunidad, concurrió esa misma mañana a las oficinas del Centro de Documentación Rápida. Así, Amadeo, de cinco años, recibió su nuevo DNI con los apellidos de Mario y Paola: López Bianchi.

El mismo día Mario y Paola contaron la noticia a través de Facebook. “Hoy es un día muy especial para nosotros y queremos compartirlo con todos lo que lo hicieron posible, cada uno desde su lugar, familia, amigos y también muchos que no nos conocían. Recibimos mucho apoyo y contención. Todos aportaron una parte muy importante para que hoy vivamos este hermoso momento!!! Este es el cierre deseado de una etapa larga pero vale cada instante vivirla!!! Felicitad total. Gracias por siempre a todos”, expresaron en la red social.

Con esas palabras el matrimonio compartió su alegría y agradeció a una sociedad que organizó varias marchas para pedir que Amadeo siguiera con su familia adoptiva. Su lucha fue larga hasta que en febrero de 2016, la Suprema Corte de Justicia bonaerense dictaminó mantener a Amadeo con la familia guardadora. “El nuevo DNI es la frutilla del postre”, expresó Mario en diálogo con LA OPINION.

“Es una alegría enorme después de cinco años de lucha y del gran esfuerzo de toda la ciudad, y no solo Pergamino sino La Emilia y San Nicolás, mucha gente en Buenos Aires y a través del Facebook ‘Ayudemos a Amadeo’ también nos apoyó”, agregó.

“Amadeo está súper feliz, porque sabe todo de la ‘familia corazón’ que conformamos”, contó Mario sobre cómo vivió el niño el momento en que recibió su nuevo DNI. “Desde que era bebé le fuimos explicando con canciones que él era un bebé del corazón y no de la panza, sabe todo y está bueno porque es mucho más fácil para nosotros como padres, con la verdad es más sencillo, no hay nada que ocultarle, los compañeros en el Jardín festejaron que tiene su nuevo documento y apellidos”, añadió Mario.

Consultado sobre el momento más difícil de todo este camino que le tocó recorrer junto a su esposa Paola, allá por 2014, cuando por temor a la separación decidieron “desaparecer” de sus ámbitos habituales, Mario respondió: “Los momentos duros fueron antes y durante, es como que había algo que hacía ruido y hoy ese ruido se apagó, terminar este trámite por más que parecía que estaba todo resuelto, fue cerrar algo que nos costó cinco años, noches sin dormir, angustia, incertidumbre, por más que la Justicia ya había fallado a nuestro favor fue difícil”.

Además de agradecerle a Pergamino, donde se radicó en 2000 junto a su esposa, Mario destacó la invalorable colaboración de la abogada Silvia Piaggio: “Nos ayudó un montón, pero más que desde su lugar de abogada se puso como familia, su familia lo tomó como un caso personal, como también lo hizo Pergamino, de gente que había hecho bien las cosas”.

Por un sistema más ágil

Interrogado acerca de qué modificaciones le haría a las normativas vigentes, luego de haber recorrido este largo camino con final feliz, respondió: “Las leyes están, pero tendrían que ser más ágiles; un niño no puede estar en un hogar de huérfanos, no tenemos que reprocharle nada a nadie, pero estaría buenísimo que sea más rápido, hay tanta gente anotada para adoptar que tiene mucho amor para dar y tantos chicos en situación de calle, acortar los tiempos estaría bueno”.

Y envió un mensaje: “Pónganse en el lugar del niño, el amor de un padre o una madre ya sea del corazón o de la panza no lo cambia nada. Es la historia de un hijo y una familia, un bebé cuando nace lo que desea es estar con su mamá así que no se si hay mucho para cambiar, más que nada para acelerar”.

Con su historia ejemplificó lo extenso que son los tiempos en nuestro país para adoptar un hijo y recordó: “Estuvimos 10 años esperando para adoptar, nos anotamos y estuvimos todo ese tiempo en la lista de espera sin novedades. No puede ser que se deba esperar tanto tiempo, no creo que sea por la ley, quizás falte gente para trabajar, a lo mejor un juez es poco, pero tiene que ser más rápido, los primeros meses de la vida de los niños son fundamentales, ese tiempo sin amor no se revierte más”.

Mario expresó que junto a Paola tienen ganas de ayudar a otras personas a transitar el camino hacia la adopción. “Mucha gente se acercó a preguntarnos de nuestro caso, la parte legal no la entiendo, entonces a todos les digo que hablen con Silvia Piaggio y mi mensaje es que se inscriban, que adoptar es lo más lindo del mundo, nosotros seguimos anotados para adoptar otro niño más, que el amor que tienen para darle a esos chicos es increíble”, finalizó.

El caso que movilizó a todos

Esta historia comenzó cuando el matrimonio de Mario y Paola, que hacía 10 años estaba inscripto en el Registro de Adoptantes, se contactó con una joven de la provincia de La Pampa, que llevaba un embarazo de cuatro meses y tenía la decisión tomada de hacer nacer a su bebé y entregarlo para que lo criara otra familia. El vínculo entre esta joven y el matrimonio se mantuvo durante el resto del embarazo y cuando la mujer pampeana estuvo a punto de dar a luz, vino a parir a Pergamino.

La criatura fue inscripta como hijo de su madre biológica y a los pocos días se pactó un convenio, en la Defensoría Oficial, entre la progenitora y el matrimonio por medio del cual se entregaba a Amadeo en guarda. Tiempo después, cuando se concurre a renovar esa guarda pero ya con fines de adopción, tomó intervención el Juzgado de Familia de Pergamino, donde la madre biológica ratificó su voluntad de que el niño continuara en manos del mismo matrimonio. Sin embargo, la Asesora de Incapaces pidió que el niño cesara la convivencia con sus guardadores y que fuera entregado al Servicio Local de Promoción y Protección de los Derechos del Niño, alegando que podría tratarse de un caso de “guarda puesta”, figura prohibida por la ley.

El juez de Familia decretó el apartamiento de la convivencia del niño con el matrimonio que ejercía la guarda de hecho, difiriendo la declaración del estado de adaptabilidad. En ese sentido ordenó la entrega del niño a la Justicia para que se adopte una medida de protección de derechos, pero dicha medida no fue cumplida por el matrimonio. La pareja se ausentó de su hogar junto a Amadeo para no entregar al menor, y mientras tanto el fallo fue apelado a la Cámara.

En definitiva, el Juzgado de Familia, por un informe de la Asesoría de Incapaces, ordenó una medida cautelar para que el niño fuera al Servicio de Protección de Niños y Adolescentes, hasta que se resolviera la situación que, según el fallo, tenía algunas anomalías. Ese fallo fue apelado y la Cámara de Apelaciones hizo lugar, para que el chico continuara en manos de Mario y Paola, al tiempo que ordenó que continúe la tramitación habitual del proceso de guarda con fines de adopción en el mismo Juzgado que había impartido la cautelar bajo el procedimiento estatuido por la Ley Nº 14.528, que fue justamente la que había aplicado el juez de primera instancia.

Finalmente, en febrero de 2016, la Corte Suprema bonaerense, en un fallo dividido, ordenó mantener a Amadeo en el seno de la familia guardadora al rechazar el recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley interpuesto por el Ministerio Pupilar.

Viaggio Espresso