Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Comenzó la repavimentación de Florencio Sánchez y piden precaución

El viernes empezaron los trabajos para repavimentar una zona de Florencio Sánchez. (LA OPINION) El viernes empezaron los trabajos para repavimentar una zona de Florencio Sánchez. (LA OPINION)

Las máquinas empezaron con la remoción de la vieja carpeta de asfalto en el sector de avenida Florencio Sánchez entre calle Castelli y Avenida de Mayo, razón por la cual el corte es general y deben utilizarse arterias internas. Solicitan transitar con sumo cuidado, a velocidades mínimas, con atención a los niños que circulan por los barrios adyacentes. 


Representantes de la empresa constructora Iarsa, que tiene su planta de asfalto en la ruta nacional Nº 178, a metros del Camino de la Cruz, estuvieron este sábado fiscalizando los primeros trabajos que se pusieron en marcha el viernes a la tarde en el sector de avenida Florencio Sánchez entre calle Castelli y Avenida de Mayo.

Se trata de un plan de repavimentación que superará los 9 millones de pesos, según indicaron en la Municipalidad, sobre una carpeta que no era tan añosa pero que ha venido soportando por años la sobrecarga del tránsito de camiones y maquinaria, una cuestión que no debiera ya suceder habida cuenta de la habilitación de Puente de la Cruz, pensado justamente para sacar de la urbe este tipo de circulación.

No obstante, está previsto en las mejoras que se desarrollan en toda Florencio Sánchez, el uso de materiales combinados por el peso de los vehículos. Por ejemplo, se construyó una parte con hormigón armado en cercanías del Corralón mientras que se usó asfalto en caliente en otros tramos, justamente en los que se incluyen en esta etapa que comenzó el viernes. De acuerdo con lo que explicaron en la Secretaría de Desarrollo Urbano, a cargo del arquitecto José Salauati, “se harán los trabajos necesarios para asegurar un tránsito seguro, sin tener que lamentar desperfectos en las bases y carpeta asfáltica que se construya”.

En este sentido es que remarcaron que se trabajará con una superficie especial de 8 centímetros porque hay camiones que pasan en todo momento, lo mismo se pensó para las bocacalles y sumideros que se harán a nuevo teniendo presente que los arreglos son generales, es decir que se incluirán las reparaciones correspondientes al plan que se ejecuta en proyectos de estas características.

Procura de conectividad

En cuanto a las mejoras en la accesibilidad y la conectividad de las distintas arterias de la ciudad, se buscará con esta intervención mejorar el tránsito del sector para que sea utilizado como una nueva alternativa en la búsqueda de las rutas y accesos de la ciudad.

Precaución

Desde la Municipalidad pidieron a la población que circulará por las zonas donde se concretan las tareas que tengan mucho cuidado. No solo en cuanto a la presencia de maquinaria y obreros sobre la avenida sino principalmente respecto de la velocidad al tomar las calles alternativas por la imposibilidad de circular por Florencio Sánchez. Estos desvíos serán por calles internas de barrios, donde suele circular mucha gente por la calle por falta de veredas, y especialmente donde hay niños jugando o andando en bicicleta. En función de ello, se pide especialmente bajar la velocidad.

Preservación de calles

“Cuidar los caminos rurales, las calles y avenidas que con gran esfuerzo y costo se han mejorado es fundamental porque tanto los consorcios viales de nuestro Partido como el propio Municipio aportaron recursos para lograr la transitabilidad que se necesitaba”, se explicó ayer en Desarrollo Urbano.

Los principales reclamos son en la zona oeste de Pergamino, en la extensión de las avenidas Almafuerte, Florencio Sánchez y la reparada Barrancas del Paraná que todos los días recibe camiones con mucho peso; “es una pena que muchas veces no dura nada, no se cuidan las obras que se realizan y después nos quejamos por los pozos”, manifestó una de las personas que se comunicó con este medio y pidió “más controles ahora que se está arreglando esta calle”.

La circulación continua de rodados pesados es importante e incrementa el habitual tránsito que atraviesa esas arterias viales. Esto, a decir de los vecinos, dificulta el desenvolvimiento en la vida cotidiana, ya se torna imposible cruzar la calle debido a la velocidad con la cual se circula obviando muchas veces los controles viales que regulan el paso. Más allá de la situación explicada, diariamente transita un número importante de camiones y por tal motivo el miércoles sumaron agentes que hacen controles de peso con la nueva balance móvil.

Viaggio Espresso