Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Con nueva balanza, lanzan un operativo de control de cargas

Advierten que los controles se harán en días y horarios rotativos. (LA OPINION) Advierten que los controles se harán en días y horarios rotativos. (LA OPINION)

Entre las contravenciones habituales sobre las que no se ejerce el debido control está el ingreso de camiones de gran porte al casco urbano, lo que además de complicar el tránsito, lesiona el pavimento que no fue concebido para tales pesos. Con la incorporación de la báscula, es de suponer que ahora Inspección General hará su trabajo y multará a los infractores. 


Precisamente este último miércoles hablábamos en nuestra nota editorial, La Opinión de LA OPINION, de la infinidad de contravenciones que cometemos y hacen de Pergamino un caos por momentos, donde se ha perdido el orden y respeto por pautas mínimas de convivencia. Entre ellas mencionábamos que nadie respeta las normas que regulan la carga y descarga de mercadería: ni los horarios, ni los espacios dispuestos para ello y finalmente, no se cumple ni controla las cargas máximas para circular en la ciudad. Lo vemos todos y a diario, pero si alguien puede poner “el cascabel al gato” en este asunto que involucra a mayoristas, distribuidores, camiones y comerciantes, es el Municipio.

Parece que finalmente algo se hará al respecto, al menos en lo referente a los vehículos (nada se dice respecto al control horario de y de uso del debido espacio, en el que bien podrían colaborar los policías locales apostados en las cuadras), ya que tras la compra de una balanza de verificación de carga del transporte, mañana se pondrá en marcha un programa de controles.

“Nos encontramos con que hay lugares pavimentados no hace mucho tiempo que presentan roturas y esto se debe al paso indebido de camiones que circulan con más kilos de lo permitido”, explicaron en Inspección General, área a cargo de Leonardo Riera. Esto además de los muchos inconvenientes que ocasionan en las pequeñas arterias los vehículos de reparto.

Según el funcionario Miguel Artero, “hay identificados varios camiones que ingresan en horarios no habituales para descargar en corralones de materiales o bien con otros tipos de mercaderías”. Eso respecto de los que “entran” a la ciudad proveniente de otras localidades para abastecer a los mayoristas. Pero habrá que considerar también agudizar los controles sobre los distribuidores locales que diariamente recorren la ciudad, en cualquier horario, puesto que así lo permite la normativa vigente. Pergamino es una ciudad que ha crecido en habitantes y parque automotor y ya debiera estar funcionando de otra manera en este aspecto, estableciendo horarios para realizar esta práctica, de modo que no entorpezcan –como sucede hoy- el flujo normal de circulación. Es inadmisible que en una arteria angosta, como San Nicolás, en horarios en que además se permite el estacionamiento en ambas manos, se puedan ver caminos en segunda fila descargando. No puede haber un agente de tránsito en cada esquina pero es un hecho que en cada cuadra del Centro hay una dupla de la Policía Local; estos efectivos debieran poder labrar las infracciones que ven a diario. Porque ellos sí que las ven todas.

Más allá de las multas que se cobren hay que tener en cuenta que “el daño ya está hecho por parte de estos transportistas”, destacó Riera reconociendo que “hay un perjuicio a los vecinos en general que luego lamentan los baches que se producen por el paso de estos rodados con más kilogramos de lo estipulado por las normativas”.

En distintos lugares

Sobre los operativos se informó que se harán tanto en la ciudad como en los caminos rurales y los pueblos del Partido. “Haremos desde el lunes (por mañana) un trabajo que tiene la finalidad de abarcar la totalidad de la red vial del Partido de Pergamino mediante puestos de controles y móviles estratégicamente ubicados”, le explicaron al Diario en Inspección General; a su vez se advirtió que “afectarán a los vehículos de dos a cuatro ejes con el fin de asegurar que la carga esté distribuida en forma adecuada y dentro de los valores permitidos”.

En estas inspecciones se utilizará una balanza de alta tecnología que permite detectar el sobrepeso de cargas y por ende la aplicación de multas equivalentes al importante daño que provocan; “producto del exceso de peso, las avenidas y calles se vuelven a romper en menos tiempo del que podrían mantenerse con los camiones circulando con el peso que corresponde, estaríamos haciendo una inversión que se pierde”, resaltó Artero en la charla con LA OPINION.

Viaggio Espresso