Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

La importancia de la lactancia materna, base de una vida saludable

Yolanda Martínez, Victoria Moretti, Angela Pacífico y Valeria Dinardo del Hospital San José remarcaron la importancia del acto de amamantar. (LA OPINION) Yolanda Martínez, Victoria Moretti, Angela Pacífico y Valeria Dinardo del Hospital San José remarcaron la importancia del acto de amamantar. (LA OPINION)

Desde el área de Neonatología, Maternidad y Docencia e Investigación del Hospital San José resaltaron la importancia de que la madre amamante a su hijo. La palabra de las profesionales del nosocomio.


Del 1º al 7 de agosto de cada año, en más de 120 países, se celebra la semana mundial de la lactancia materna. Instaurada oficialmente por la Organización Mundial de la Salud y Unicef en 1992, es actualmente el movimiento social más extendido en defensa de la lactancia materna.
Este año, con el lema: “La lactancia materna es la base de una vida saludable”, la Sociedad Argentina de Pediatría ha confeccionado material de lectura que tiene como fin concientizar sobre las bondades de la leche materna, base para una buena salud de los bebés y las madres.

Aporte de la lactancia
Desde el área de Neonatología, Maternidad y Docencia e Investigación del Hospital San José se destaca en esta semana la importancia que reviste la lactancia ya que la leche materna está perfectamente diseñada para satisfacer las necesidades nutricionales e inmunológicas del niño.
En diálogo con LA OPINION Angela Pacífico, neonatóloga y jefa del Servicio de Docencia e Investigación; Yolanda Martínez, jefa del Servicio de Neonatología; Victoria Moretti, tocoginecóloga del Servicio de Maternidad y Valeria Dinardo, puericultora, remarcaron lo fundamental de esta práctica.
“Es importante que empoderemos la lactancia con sus virtudes inigualables en cuanto a aporte nutricional y no nutricional”, explicó Angela Pacífico y recomendó la lactancia exclusiva hasta los seis meses y luego complementarlo con otros alimentos hasta los dos años de vida del niño.
Asimismo sostuvo que “la lactancia materna también aporta factores inmunológicos, muchos beneficios emocionales y desde el punto de vista de lo neuromadurativo ya que favorece el desarrollo cognitivo del bebé y garantiza la vida saludable”.

Vínculo
El amamantar no solo aporta beneficios para los bebés sino también para las progenitoras, además de generar una importante vinculación entre el niño y su mamá. Desde el Hospital, explicó Victoria Moretti, “trabajamos en la generación y promoción del vínculo entre la madre y el bebé para lo cual es necesario que participen todos los sectores que están involucrados desde que la mamá llega al Hospital”.

Mamá informada
La profesional también se refirió a “los mitos” que hay que derribar, por ejemplo tener las mamas chicas o que no estén formados los pezones, situaciones que no constituyen un impedimento si hay decisión de la madre de dar el pecho a su bebé. Ante esta situación es fundamental que “la mamá esté informada y que sepa que es normal que el niño no se prenda inmediatamente al pecho”.
Además es importante saber que “la mamá que le da el pecho a su bebé, en forma exclusiva durante los primeros seis meses, disminuye el cáncer de mama, el cáncer de ovarios y hay otros beneficios como el retorno al peso de la mamá más rápidamente lo que evita el sobrepeso y todas las complicaciones que se generan a partir de allí”.
Por otro lado la profesional contó que “en el Hospital se trata de generar un ambiente propicio para la lactancia y a fin de que los bebés no se prendan al chupete o la mamadera. Para ello es necesario que colaboren también las familias y el personal todo de la comunidad sanitaria”.

Curso
Con el objetivo de dotar a las futuras madres de las herramientas necesarias para preponderar la lactancia, Jimena Argüelles dicta el curso psicoprofilaxis a partir de la semana 34 de embarazo, en el Centro de Estimulación Temprana, los jueves a las 10:30 y es abierto a la comunidad.

En Neonatología
Yolanda Martínez es la jefa del Servicio de Neonatología del Hospital. La médica hizo hincapié en las dificultades que se advierten a la hora de amamantar cuando los bebés deben permanecer en Neonatología. “Hay mucha sobrevida en bebés de más de un kilo, ellos atraviesan un largo período de internación y por eso las madres, que deben estar pendientes de sus hijos, atraviesan períodos de estrés. En ese marco se advierten serias dificultades en el problema de la lactancia”, explicó y sostuvo que “a los bebés prematuros los alimentamos precozmente independientemente del peso que tenga y lo ideal siempre es que esa alimentación sea con leche materna. Lo importante es que las madres sepan que van a atravesar períodos en que tengan menos leche, pero que la mayoría de las situaciones de este tipo se pueden revertir”.

Residencia para madres
Próximamente con la inauguración del Centro Obstétrico, se abrirán las puertas de una residencia para madres de niños que estén en Neonatología. Contenta con este logro que conllevó muchos años de lucha, Martínez afirmó que “logramos que se cree una residencia de madres, que es un espacio para que las mamás de los bebés prematuros que están en Neonatología se queden, tanto las que son de Pergamino como las que son de afuera. Lo importante es que las mamás se sientan acompañadas”.
Por último la profesional destacó que “de este modo queremos promover la lactancia y también el cuidado del bebé de parte de su mamá y también de su papá ya que permitimos se presencia. Con esto los chicos mejoran su crecimiento y su desarrollo cognitivo”.

Experiencias diversas
Por su parte Valeria Dinardo, puericultora sostuvo que “cada mamá viene con una historia de vida diferente. Es probable que si la mamá escuchó experiencias de lactancia que fracasaron, que no fueron buenas, ella vendrá con esa información que influye de manera negativa”. Atento a esta problemática es que el Hospital trata de propiciar un ambiente de contención y brindar las herramientas necesaria para que la mamá se sienta segura al momento de alimentar a su hijo ya que “la leche materna es un regalo para toda la vida”.

El rol del chupete
Por otro lado, se registra que hay muchos bebés que incorporan el chupete rápidamente. Al respecto la experta indicó que “está comprobado que el chupete genera dificultad en la succión del pecho materno, interfiere de manera negativa. En el último Congreso de Lactancia Materna que organizó la Sociedad Argentina de Pediatría recomendaron la incorporación del chupete en la vida del bebé a partir de los dos meses que es cuando la lactancia está instalada y la mamá está segura y ha generado un vínculo de confianza con su bebé”.
La puericultora señaló que mucho se habla de los tiempos en que se debe amamantar cuando en realidad “al principio los bebés toman cuando quieren, no hay un tiempo determinado, es a libre demanda porque usan el pecho no solo como fuente de alimentación sino para estar con su mamá, que es cuando se sienten seguros”.

Preparación psicológica
A la hora de señalar cuáles son las dificultades para amamantar, Dinardo la atribuyó a “la falta de información ya que muchas piensan que no tiene leche cuando en realidad tienen calostro que dura tres o cuatro días después del parto y en el quinto día empieza por lo general la bajada de leche”.
Por último recomendó que “la mamá llegue en estado saludable, ni baja de peso ni con sobrepeso. Además es importante la realización del control obstétrico que debe ir acompañado en todos los casos de un espacio para hablar sobre lactancia ya que hay que hacer una preparación psicológica con antelación”.