Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

La memoria del pueblo en los 103 años de LA OPINION

La Hemeroteca conserva los ejemplares papel y ofrece consultas en forma digital. (LA OPINION) La Hemeroteca conserva los ejemplares papel y ofrece consultas en forma digital. (LA OPINION)

La colección del Diario, conservada en papel y en formato digital en la Biblioteca Municipal “Dr. Joaquín Menéndez”, es motivo de consulta diaria de investigadores y estudiantes y personas de otras localidades. “Es nuestra tarea y la de todos los ciudadanos proteger esto”, sostuvo Laura Villalba.


Como indica la primera edición del 13 de febrero de 1917, LA OPINION se gestó con la responsabilidad “de dotar a esta ciudad de una hoja periodística diaria, independiente e informativa, que aquí y en la nación colabore al lado de los que ya se preocupan y contribuyen a la evolución progresiva del nivel intelectual, que mejore los hábitos políticos, la cultura artística, el ambiente social…”, escribían aquellos primeros periodistas, un poco sociólogos y filósofos, que con excelentes plumas supieron registrar la realidad lugareña y del mundo, dejando grabada una memoria que hoy nos ayuda a saber más sobre nosotros.
Esa conciencia colectiva de la continuidad histórica, tan vital para el progreso, la evolución y la cultura de un pueblo, se encuentra registrada en estos 103 años de vida del Diario LA OPINION, el medio de prensa escrita más importante de la ciudad y la región.
Para revisar ese pasado están los archivos que hoy se guardan celosamente en papel y en forma digital desde el año 2000 en el Diario LA OPINION y en gran parte en la Hemeroteca de la Biblioteca Municipal “Dr. Joaquín Menéndez”.
“En 2007 empezamos a reordenar la colección, le volvimos a dar cronología y en 2012 junto a Mirta Pérez logramos rescatar del Archivo General Municipal los primeros diez años de la colección de LA OPINION que la Biblioteca no los tenía. Logramos tener diarios de 1917 al período 1928 que en la Biblioteca no existían”, indicó Laura Inés Villalba encargada desde hace 9 años del área de Hemeroteca de la Biblioteca.
Cuando se comenzó con la microfilmación y digitalización de la colección de LA OPINION, un vecino, Mauro Ganem, prestó ejemplares para que puedan ser digitalizados.
Sobre qué tipo de consulta hace el pergaminense en la colección de LA OPINION, Villalba explicó que “vienen muchos estudiantes de profesorados y también nos visitan de otras localidades, e incluso tenemos contactos en Buenos Aires de gente que busca un familiar o están haciéndose la ciudadanía o por cuestiones de sucesiones.
Pero investigadores y ciudadanos de Pergamino buscan saber qué posición tomaba la prensa ante ciertos hechos, por ejemplo en la Dictadura Militar o durante la Guerra de Malvinas. O también sobre hechos que marcaron la historia de Pergamino, por ejemplo los desaparecidos, las inundaciones, el agua”.

Laura Villalba, responsable del área de Hemeroteca de la Biblioteca Menéndez. (LA OPINION)

La digitalización
Tanto en LA OPINION como en la Hemeroteca de la Biblioteca se busca conservar los archivos digitalizando la colección en papel.
“Lo importante es qué hacemos para conservar este material –dice Villalba, una apasionada del tema-. La manipulación del material de por sí, aunque lo hagamos adecuadamente, va destruyendo el material por eso tratamos de conservarlo pasándolo al formato digital y hoy en la Biblioteca podemos ofrecer tanto el formato papel como el digital”.
En este punto, enumeró: “a la fecha tenemos todo lo que es revista y publicaciones periódicas como, Show, Puertas Abiertas, Nivel y el Diario LA OPINION, digitalizado desde 1928 al 1945 y los años 1976, 1977 y 1978 en proceso”.
Además del deterioro propio del paso del tiempo, otro de los problemas fueron los “saqueos”, sobre todo de las colecciones de LA OPINION y El Tiempo. “Han arrancado hojas completas, por no ir a sacar fotocopias y por ese egoísmo de decir ‘lo quiero para mí y se lo privo al resto’”, sostuvo Villalba.
Hoy las condiciones han cambiado: “el usuario debe tratar el tomo con cuidado, pasar las hojas con cuidado, no beber, no comer arriba del ejemplar. Se pueden sacar fotografías pero sin flash porque la luz genera reacciones fotoquímicas en el material que lo va dañando. Es nuestra tarea y la de todos los ciudadanos proteger esto”, concluyó.

Viaggio Espresso