Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

La ordenanza por el espacio público para las concesionarias espera ser regulada

Nuevamente los vecinos mostraron su preocupación por la falta de respuestas y los nuevos problemas que hubo en casos puntuales. (LA OPINION) Nuevamente los vecinos mostraron su preocupación por la falta de respuestas y los nuevos problemas que hubo en casos puntuales. (LA OPINION)

Luego de numerosos reclamos de los frentistas que tienen sus domicilios en cercanías de las agencias de autos y motos, se logró una legislación que limite los espacios en cada uno de los casos. Algunos de los concejales que hablaron con el Diario aseguraron que sólo falta la regulación por parte del Municipio.


Hace más de 14 meses que los concejales aprobaron una nueva normativa que limita el espacio público utilizado por las concesionarias de autos y motos en Pergamino; en relación a esto, los vecinos que viven cerca de estos negocios locales están preocupados porque llegarán las jornadas agradables y hay ciertos casos en los cuales se hace imposible transitar como peatones.
Oportunamente se sumaron reclamos que motivaron la intervención de los ediles con la elaboración de una legislación que contemple estos casos; “queremos terminar de una vez por todas con este tema, hay veces que te dejan los autos parados arriba de las veredas entonces hay que bajar a la calle para caminar”, señaló una de las personas que se comunicó con el Diario ayer a la tarde.
La ocupación de las veredas motivaba a las protestas de los transeúntes que en no podían caminar con normalidad por falta de lugares, como bien decía esta mujer que habló con LA OPINION; “teníamos entendido que estaba todo resuelto, que había que cumplir con un espacio marcado por el Municipio. Pero está por cambiar el tiempo y otra vez los problemas, ni siquiera podemos disfrutar de nuestra vereda”, agregó otras de las vecinas.

¿Qué se definió?
Los propietarios de las agencias de autos y motos llevaron a cabo diferentes reuniones con autoridades locales para que se logren legislaciones que no les impida su trabajo en lo que respecta a la utilización del espacio público en el rubro automotor tal como lo hace con bares, confiterías y verdulerías; entre otras cosas. En este sentido cabe decir que se lograron audiencias con representantes de algunas concesionarias dedicadas a la venta de vehículos dado que recibieron las infracciones por la exhibición de los mismos en la vía pública, y por tal motivo se logró la ordenanza, que aun hoy espera ser regulada por la Municipalidad.

Faltaban restricciones
De acuerdo a lo que explicaron nuevamente los concejales que hablaron con LA OPINION, hasta el momento de lograr esta legislación no había ordenanzas municipales vigentes para el desarrollo de esta actividad. Si bien es cierto que la habilitación otorgada por la Comuna establece que es para comercialización de vehículos dentro del local, desde distintas áreas gubernamentales estuvieron abocados a implementar una ordenanza que regule esta actividad.
“Necesitábamos lograr el consenso que permita a los comerciantes desarrollar su actividad en un marco legal y a su vez que el vecino no vea invadido el espacio”, dijeron una vez más los ediles que fueron consultados por este medio, tal como se hizo en otras ocasiones. “Se buscó que la normativa que entraría en vigencia sea tanto para el estacionamiento como para circular libremente por las veredas”, dijeron luego de entregar el proyecto donde remarcaron los puntos principales que tendrá la legislación elaborada por los ediles.

La legislación que espera
La ordenanza confeccionada por los concejales estipula que deberán dejar un espacio libre al peatón mínimamente de 2 metros desde la pared hacia la vereda; a su vez no podrán utilizar más allá del ancho del frente del local que tiene la agencia y además tendrán que tributar al Municipio por el uso que hacen del espacio público de acuerdo a la cantidad de metros que tengan para exhibir sus autos.
Por otra parte cabe señalar que los espacios para colocar los vehículos deberán estar con una señalización adecuada y los rodados de la concesionaria llevarán una identificación tal como un cono refractario o algo similar. El proyecto elaborado estuvo en su momento en manos de la Comisión de Hacienda y Gobierno, por lo que salió bien para que se pueda regular la actividad que en su momento fue consensuada con los propietarios de las concesionarias de Pergamino.
Si bien en algunos de los casos el uso de los sitios de estacionamiento estaría pactado con los vecinos y otros comerciantes; cabe señalar que muchos frentistas reconocieron haber hechos los reclamos en el Municipio pero hasta hace algunos días no habían conseguido respuesta alguna.
En este sentido es que buscarán reglamentaciones más claras porque se empezaron a labrar infracciones, no solo en Irigoyen, sino también en otros puntos de la ciudad donde no se cumplan las normativas vigentes.