Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Los docentes bonaerenses anunciarán hoy un nuevo paro

 Las aulas volverían a estar vacías mañana y el jueves debido a un nuevo paro docente en la provincia. (ARCHIVO LA OPINION) Las aulas volverían a estar vacías mañana y el jueves debido a un nuevo paro docente en la provincia. (ARCHIVO LA OPINION)

La medida de fuerza será anunciada en conferencia de prensa, y pese a que estaba ya decidida, los gremios (Suteba, FEB, Sadop, Amet y Udocba) esperaron un llamado el fin de semana para rever su posición. Mañana y el jueves no habría clases.


Los docentes que integran el Frente de Unidad (integrado por la Federación de Educadores Bonaerenses -FEB-, Sindicato Argentino de Docentes Privados -Sadop-, Asociación de Magisterio de la Enseñanza Técnica -Amet-, Unión de Docentes de la provincia de Buenos Aires -Udocba- y Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de la provincia de Buenos Aires -Suteba-) anunciarán hoy un nuevo paro por 48 horas, luego de que el Gobierno rechazara la semana pasada la contrapropuesta salarial realizada por los sindicatos en el marco de la paritaria del sector, y advirtiera que oficializará el incremento del 30 por ciento vía decreto.
La medida de fuerza será anunciada en conferencia de prensa, y pese a que estaba ya decidida, los gremios esperaron un llamado el fin de semana para rever su posición. Sin embargo, los funcionarios del gobierno de María Eugenia Vidal fueron claros: no habrá cláusula gatillo y la oferta del 30 por ciento (más 1,7 por ciento de material didáctico) llegará por decreto en caso de no haber acuerdo.
La huelga docente, que en principio sería mañana y el jueves, coincidirá en la segunda jornada con la protesta de los trabajadores estatales de ATE -Asociación de Trabajadores del Estado -(incluye auxiliares), por lo que la medida se sentirá con fuerza en las escuelas de la provincia, que ya perdieron 24 días de clases en lo que va del año.
En la reunión de la semana pasada, el Gobierno planteó al Frente de Unidad Docente un aumento del 11 por ciento para octubre y noviembre para alcanzar un incremento total del 30 por ciento, y realizar una revisión en diciembre. Pero los gremios la rechazaron y realizaron una contrapropuesta: una suba que acompañe en agosto a la inflación llegando al 24,7 por ciento y en setiembre al 31 por ciento, con cláusula de actualización automática o "gatillo" a partir de diciembre.
Si bien desde los gremios aseguraron que esta fue la vez que más cerca estuvieron de llevar la propuesta a consulta de los docentes, desde el Gobierno rechazaron la posibilidad de aplicar una cláusula gatillo y confirmaron que van a otorgar por decreto el 30 por ciento de aumento. Cabe recordar que el lunes 8, cuando comenzó la última doble jornada de paro (los números 23 y 24 del año), el Gobierno oficializó el decreto Nº 1.145/18 para formalizar un 19 por ciento de incremento hasta agosto. Con ese antecedente, volverá a hacerlo ahora con el 11 por ciento.

Salvador y los gremios docentes
Un día antes que los gremios docentes anuncien un nuevo paro que afectará a las escuelas de la provincia de Buenos Aires, el vicegobernador, Daniel Salvador, criticó la intransigencia de los líderes sindicales a la hora de negociar un aumento salarial.
"Es cierto que para un desacuerdo hacen falta dos partes. Pero, en este caso, la intransigencia de una de ellas contrasta con la buena voluntad de la otra", lanzó Salvador, con referencia a la falta de acuerdo que se produjo la semana pasada, luego que el Gobierno ofreciera un 30 por ciento de suba salarial para este año.
"Mientras los sindicatos responden invariablemente con un no, el Gobierno no cede en su empeño de encontrar una solución", dijo el también titular del radicalismo bonaerense, e hizo referencia a los diez ofrecimientos que elevó la administración de María Eugenia Vidal en el año.
"No parece ser la defensa del salario docente el principal motivo de los 25 días de clase perdidos que equivalen a más de un mes en jornadas escolares. No parece serlo, por cuanto el Gobierno provincial no mantiene los salarios invariados con la excusa de la negativa sindical", lanzó Salvador en sintonía con otros integrantes del gabinete, que ven en el Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de la provincia de Buenos Aires y su líder Roberto Baradel una posición cercana a la oposición política de Cambiemos.
Según el vicegobernador, la Provincia ofrece a los docentes lo que está en condiciones de pagar sin poner en riesgo las finanzas. "Ofrecer más o reclamar más es caer en la irresponsabilidad de épocas superadas. Epocas en las que, por otra parte, los salarios docentes crecían menos que la inflación y los aguinaldos se pagaban en dos cuotas", señaló.