Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Los reclamos por falta de agua crecen al ritmo de la demanda en varios barrios

Los problemas por la falta de agua se vienen reclamando de manera permanente en varios sectores de nuestra ciudad. (LA OPINION) Los problemas por la falta de agua se vienen reclamando de manera permanente en varios sectores de nuestra ciudad. (LA OPINION)

En estos últimos días los pedidos de los vecinos por falta del suministro aumentaron de manera exponencial a través de los distintos canales de comunicación de LA OPINION. Las zonas donde se presentan los inconvenientes son variables por lo que las respuestas del Municipio tendrán que ser precisas y actuar de la manera más efectiva. 


En este caso bien podría decirse que la “gota no rebalsó el vaso” dado que el reclamo de los vecinos es justamente por la falta de agua potable en varios barrios de la ciudad. “Estamos cansados de comunicarnos con los números de atención al vecino que publica la Municipalidad porque nadie nos escucha; hicimos los pedidos de todas las maneras posibles, pero no tenemos agua y con estos días de tanto calor no se puede vivir así”, señalaron a LA OPINION los frentistas de un sector del barrio Ameghino que solicitan a las autoridades locales que se tome algún tipo de medida para hacer frente a una situación complicada.
En esta misma línea, quienes habitan la zona del barrio Ferroviario también están con el padecimiento de la poca presión de agua o directamente, en algunos momentos del día, no sale una gota de las canillas. “Hay muchas personas grandes que no tienen plata para comprar los bidones de agua envasada para consumir, y el principal problema es que no se pueden higienizar como corresponde en días de tanto calor”, destacó otra de las personas que se comunicó con LA OPINION a través de las redes sociales.

Un reclamo recurrente
Barrios como Ameghino, Ferroviario o Acevedo se suman a los problemas recurrentes que explicaron días atrás los vecinos de zona sur que pedían una rápida solución para paliar la escasez de presión en días de altas temperaturas. “Si bien podrán decirnos que hay personas que no cuidan el agua, que la derrochan regando o bien lavando la vereda con la manguera, es responsabilidad de la Municipalidad tomar las medidas para que no sucedan esas cosas, pero a nosotros como vecinos nos tienen que dar una respuesta de inmediato”, agregó otra vecina que se comunicó con LA OPINION para contar la realidad que atraviesan en un sector de calle Maipú, a pocos metros de la zona de avenida Almafuerte.
Los pedidos se van multiplicando cuando se toman los reclamos que llegan a este medio a través de los canales de comunicación que están abiertos a la comunidad; en estos días de temperaturas altas es indispensable que se cuente con el servicio en forma normal y no tener que estar raleándolo para que llegue en todas las canillas. “No encontramos la manera en que podamos hacer uso como corresponde, cambiamos algunos hábitos en casa para que podamos bañarnos con normalidad y esto generalmente sucede de noche, cerca de la madrugada, donde empieza lentamente a cargarse el tanque”, manifestó uno de los vecinos que vive en la zona norte de Pergamino, precisamente en las inmediaciones de la Escuela Nº 4.

Los horarios pico
Tomando como parámetro el pedido de los vecinos que reclaman, generalmente luego de las 10:00, los problemas comienzan a ser permanentes y durante todos los días, incluso los fines de semana. En este sentido, se extienden hasta cerca de las 23:00 cuando lentamente empiezan a salir “los hilitos” de agua de las canillas más cercanas a la vereda, que es por donde pasa la red general que tiene el área municipal de Obras Sanitarias distribuida en la ciudad. “Cuando hablamos con algún pariente o amigos en la mayoría de los casos coincidimos en que hay problemas con el agua”, resaltó otra de las personas que habló con LA OPINION.
Los pedidos son concretos por parte de los pergaminenses que padecen esta situación y si bien las autoridades municipales podrán aducir que el consumo es notable, en estos momentos de pleno verano no contar con un recurso tan indispensable como el agua no es una situación sencilla de enfrentar para la población.
Piletas, largas duchas y exceso de riego, demandan una cantidad de recursos tal que deja a muchos vecinos sin presión de agua. “A nivel local existen muchos pozos de 100 metros de profundidad de donde se extrae el agua de red a través de bombas que están en constante funcionamiento, demandando así una gran cantidad de energía”, resaltan desde el Municipio a raíz de los reclamos que recibió LA OPINION en estos últimos días.

¿Sin soluciones?
Escuchando los pedidos de la comunidad, y tomando como referencia las respuestas que se brindan desde la autoridad competente, sin una política de preservación del recurso, es prácticamente imposible lograr soluciones inmediatas frente a una problemática que va en aumento en los diferentes sectores de la ciudad; los pozos están volcando a la red con un ritmo vertiginoso, los mantenimientos se cumplen dentro de los parámetros y el resultado sigue siendo la falta de agua en muchos barrios de Pergamino.
Por ende, y partiendo de la base que los pedidos son concretos, reales y justos, deberán tomarse las medidas inmediatas que requieran un cambio radical en el comportamiento de quienes no cuidan este recurso no renovable.

Viaggio Espresso