Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Por los altos intereses, en Pergamino disminuyeron las compras con tarjeta

En Pergamino se advierte una merma en la cantidad de operaciones comerciales que se concretan  con tarjetas. (ARCHIVO LA OPINION) En Pergamino se advierte una merma en la cantidad de operaciones comerciales que se concretan con tarjetas. (ARCHIVO LA OPINION)

En sintonía con lo que sucede a nivel nacional, en los comercios también se advierte una merma de operaciones bajo esta modalidad. “Hasta hace un año la venta minorista venía impulsada por la tarjeta de crédito. En la actualidad se advierte una merma”, aseguró la vicepresidenta de la Cámara de Comercio, Mariana García.


La modificación del costo financiero total que se ha ido elevando en los últimos meses, ha provocado que las operaciones comerciales con tarjeta de crédito bajaran. Desde noviembre, el Gobierno elevó fuertemente los intereses para los programas de financiamiento oficiales que antes eran absorbidos por los comerciantes y ahora son trasladados al valor del producto.
En diálogo con el Diario LA OPINION, la vicepresidenta de la Cámara de Comercio de Pergamino, Mariana García contó que “hasta hace un año la venta minorista venía impulsada por la tarjeta de crédito, si bien para el comerciante su mantenimiento era costoso, esta forma de pago traccionaba su nivel de comercialización. En la actualidad se advierte una merma en el uso de la tarjeta de crédito por parte de los consumidores. Esto se da porque las tasas de financiación se incrementaron considerablemente por lo que los comerciantes ya no tienen posibilidades de ofrecer cuotas sin interés cuando antes este gasto podía ser absorbido”, explicó la dirigente.
En este marco se plantea que las compras sin estos programas en cuotas se convirtieron prácticamente en algo imposible de afrontar. Por ello las ventas con tarjeta se han reducido a su mínima expresión, en tanto y en cuanto, los saldos en la mayoría de las tarjetas están al límite. En esa disyuntiva se ven hoy los consumidores.

Más caros
En algunos comercios hasta se aplica una suba del precio del producto ante el pago con tarjeta de débito, acción que fue calificada por García como “incorrecta” ya que “por Ley el comerciante debe respetar el mismo precio del producto se pague en efectivo, con tarjeta de débito o en una cuota con tarjeta de crédito. Es cierto que la utilización del plástico apareja una carga impositiva en la venta pero es un arancel bajo”.

Otra problemática
Así como en diferentes partes del territorio nacional, Pergamino no escapa a la disminución de los índices de comercialización con tarjeta de crédito. No obstante en nuestra ciudad particularmente se advierte una problemática que tiene que ver con que “estamos muy cerca de dos centros urbanos, como es Rosario y la Ciudad de Buenos Aires, que ponen en desventaja al comercio local habida cuenta que en esas ciudades hay promociones que aquí no se pueden ofrecer. Esto va en detrimento del consumo local por lo que desde la Cámara de Comercio se intenta impulsar el consumo interno a través de una propuesta, que hemos presentado el año pasado, pero que próximamente se comenzará a aplicar”.
García se refiere al Club de Compras, una aplicación para incentivar el consumo local, para que incluso los vecinos de la zona prefieran y elijan consumir en Pergamino.

En caída
Si bien la caída del consumo ha alcanzado a la mayoría de los rubros, y en los últimos informes de las entidades comerciales como Came la totalidad de las categorías de ventas analizadas han dado a la baja, lo que sucede con los electrodomésticos preocupa no solo al comercio, sino también a la industria nacional ya que muchos de estos productos son de producción local.
Came publicó un informe hace algunos días en el que da cuenta de un descenso de las ventas interanual, comparando 2017 con 2018, de un 7 por ciento mientras que solo en diciembre la venta minorista cayó casi un 10 por ciento. Considerando estos números es que en Pergamino se realiza un relevamiento. No obstante se deduce que “en nuestra ciudad, algunos de los rubros han sido más golpeados que otros: la gastronomía acusa un descenso importante al igual que el rubro de electrodomésticos, librerías; el rubro de indumentaria tiene un descenso pero no tan pronunciado”, contó García.

Medidas paliativas
- ¿Ha obligado la situación de crisis a tomar medidas paliativas?
- En Pergamino las Pymes lo que han hecho es reducir la jornada laboral, el despido de personal es la última herramienta que se usa, sobre todo en el comercio donde el empleador forma un vínculo personal con su empleado.
Entre otras medidas se advierte que los comerciantes se mudan a locales más pequeños o en calles linderas a los paseos comerciales para bajar los costos fijos de alquiler, por ejemplo, habida cuenta que los precios de los alquileres en la zona central son altísimos.
Desde el Municipio contamos con el acompañamiento ya que hemos logrado con la reducción en la Tasa de Seguridad e Higiene y el Uso del espacio público para los gastronómicos todo ello gestionado por la Cámara de Comercio, Industria y Servicios.
Algo que nos llama la atención es el cierre de comercios por ahí de vasta trayectoria. Un comercio que cierra después de tantos años conlleva una frustración familiar, un proyecto que quedó trunco, numerosas personas que se quedan sin su fuente de ingreso porque el comercio logra mover un engranaje conformado por varios actores, desde el contador, pasando por los empleados, hasta los que imprimen las bolsas y los moños.
- ¿A esto se suma la competencia desleal?
- Desde la Cámara hace varios años que venimos luchando contra la competencia desleal. Producto de la misma crisis cualquier persona, en su casa de familia, monta un comercio improvisado, sobre todo para las fechas especiales. Esto para los comerciantes que cumplen con la normativa, que paga sus impuestos, que mantiene empleados, es una real competencia desleal y complica a los comerciantes formales.
En torno a esta cuestión no existe un vacío legal sino que no hay voluntad de corregir. La venta está regulada, los comercios deben estar habilitados; como Cámara nosotros no tenemos poder de policía.
- Uno de los sectores más afectados es el de la gastronomía, ¿continuarán con la dinámica de trabajo de generar ocasiones especiales y así fomentar el consumo?
- El año pasado impulsamos junto al Municipio eventos gastronómicos como La Noche de las Pizzerías, de las Heladerías y de las Cervecerías que tuvieron muy buena respuesta de parte de las personas. Estas propuestas no solo favorecen a los comerciantes sino a los ciudadanos en general.

Atendiendo los reclamos
El comercio y la industria están enfrentando varias situaciones complicadas “como el tema tarifario que no se trasladó al producto por lo que redujo ampliamente la rentabilidad de los comerciantes, la inflación y la recesión, la presión impositiva”, indicó García. Todo este tipo de reclamos son llevados a cabo a nivel nacional a través de la Came pero la Cámara se hace eco de las inquietudes de los comerciantes habida cuenta que “contamos con un espacio de escucha que son los desayunos de trabajo que organizamos quincenalmente en los que tenemos una atención personalizada con el socio de la entidad. También mediamos ante las autoridades municipales. Además formamos parte de una mesa multisectorial que está atenta a algunas cuestiones diarias que se suceden, en estos días la suba de las tasas de los intereses punitorios y resarcitorios de la Afip”, concluyó la dirigente.

Viaggio Espresso