Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Prohibición de la pirotecnia, un cambio que no encuentra reparo en la decisión política

Es difícil conseguir el consenso para que ningún ciudadano compre y fomente el uso de la pirotecnia. (TRASLASIERRA.COM.AR) Es difícil conseguir el consenso para que ningún ciudadano compre y fomente el uso de la pirotecnia. (TRASLASIERRA.COM.AR)

Luego de que fuera presentado ante el Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza para erradicar la utilización de estos productos, los militantes de esta causa no han obtenido respuestas positivas ni palpables, en acuerdo con la voluntad que las autoridades manifestaron oportunamente de ir en camino a pirotecnia cero. Todo ello a pesar de que rige la Ordenanza Nº 8,275/15 que prohibe la comercialización de los más ruidosos. 


En cercanías de las fiestas, aparecen en escena los reclamos por parte de Padres TGD, proteccionistas, médicos profesionales, veterinarios y ciudadanos que son contrarios al uso de la pirotecnia. Consignas como “Pirotecnia Cero”, campañas audiovisuales y otras tantas en redes sociales, empujaron a municipios y comunas a avanzar en la prohibición de su comercialización y uso. Pero llegado el mes de diciembre y palpitando las noches de estruendo por excelencia, es difícil conseguir el consenso colectivo, no solo de parte de legisladores y autoridades sino y especialmente del ciudadano que sigue comprando y utilizando.

Luego de que fuera presentado ante el Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza para erradicar de una vez por todas la utilización de la pirotecnia, no hay respuestas positivas para los militantes de Pirotecnia Cero en Pergamino ya que los concejales han desestimado esta propuesta, desoyendo las peticiones de un importante grupo de ciudadanos que hace poco menos de un año comenzaron a hacer visibles sus reclamos con la firme esperanza de llegar a buen puerto.

Cumplir la ordenanza

Por su parte, el Ejecutivo municipal, amparados en el slogan “Por unas fiestas sin pirotecnia”, recordó a los vecinos que según la Ordenanza Nº 8.275/15 se prohíbe expresamente la comercialización, fabricación, depósito, venta mayorista o minorista, transporte y circulación de productos calificados como: globos aerostáticos encendidos, artificios pirotécnicos clasificados por ANMaC como C 4b, B3, dentro de la denominación genérica mortero con bomba con efecto de estruendo recargable, mortero con estruendo y bombas de estruendo clase B3.

Dentro de este contexto, desde el Municipio afirmaron que se ejecutarán los controles pertinentes en los comercios habilitados para la venta de pirotecnia con el fin de evitar la venta de estos materiales explosivos prohibidos. Desde el Area de Habilitaciones se señaló que el incumplimiento de la citada ordenanza hará pasible a los infractores de multas y decomiso. Por otro lado, se incita a los vecinos a denunciar todo comercio clandestino y, fundamentalmente, a la toma de conciencia por parte de la ciudadanía con respecto a esta temática, por el bienestar general y la salud de los conciudadanos.

En manos de la gente

En conclusión, lo que está claro es que existe un marco legal que hace que la comercialización de pirotecnia no esté prohibida en general. A pesar de que los municipios pueden generar ordenanzas de cumplimiento local contra esta normativa ya que poseen el poder de autonomía para regular sus actividades, son los menos los que se atreven a tomar una decisión semejante por lo que no queda otra opción que seguir generando conciencia y llevar a la sociedad civil a que cada vez se consuman menos productos de estas características. Solo así se podrá comprender a esa porción de la población que sufre el impacto de estos productos.

Continuar militando en la causa para
generar conciencia en la población

Hace poco menos de un año, un grupo de personas autoconvocadas se reunió en el Parque España para hacer visible un reclamo de larga data: la prohibición para comercializar y utilizar pirotecnia. Proteccionistas de animales, padres de niños con autismo y vecinos en general participaron de la convocatoria, luego mantuvieron un encuentro con el intendente Javier Martínez y con el presidente del Concejo Deliberante, Eddo Pascot, quienes recibieron un proyecto de ordenanza para erradicar la utilización de cualquier tipo de pirotecnia.

El año transcurrió sin novedades para este grupo de personas que hicieron público su posicionamiento en contra de la pirotecnia; en el lapso el proyecto fue tratado en las comisiones de Salud y en la de Actividades Económicas del Concejo Deliberante. Antes de seguir su curso, desde ambas comisiones se pidió al Ejecutivo un informe para saber sobre la constitucionalidad de la medida, es decir, dotar de sustento legal al proyecto. Con la información recabada finalmente el proyecto no obtuvo dictamen por lo que fue desestimado, medida que fue notificada a Diego Canulli días pasados.

Temor a demandas

En contacto con LA OPINION, Canulli de Pirotecnia Cero Pergamino contó que después de haber presentado el proyecto de ordenanza en enero no hubo más contacto ni con el Ejecutivo ni con el Legislativo. “En octubre, y en el marco de una presentación que se había realizado desde la localidad de General Alvarado, la Justicia declaró inconstitucional la prohibición de pirotecnia cuando hay una ley nacional que permite la actividad. Hace pocos días, un grupo de concejales me citó para notificarme que el proyecto iba a ser rechazado ya que, amparándose en el antecedente de General Alvarado, no quieren hacer frente a las demandas judiciales de la empresas fabricantes a pesar de que ya sabía que contaban con el apoyo de la Defensoría del Pueblo y a sabiendas de que en más de 60 municipios de todo el país la pirotecnia está prohibida”.

“Poco amigable”

No obstante, se declaró a Pergamino como “ciudad poco amigable de la pirotecnia”, lo que Canulli calificó como “una medida panfletaria que no requiere una acción concreta”.
Analizando los casos nacionales, Canulli contó que “más de 60 municipios de todo el país cuentan con una ordenanza que prohíbe la utilización de la pirotecnia, de los cuales solo en 10 la Justicia ha hecho lugar a la demanda de las firmas fabricantes”. Durante la reunión surgieron algunas cuestiones ya que se propuso prohibir el uso de pirotecnia en ciertos radios cercanos a los Hospitales y sanatorios por ejemplo, “algo que es difícil de controlar”.

Por otro lado se solicitó a los ediles que “pongan énfasis en los controles que se realizan en los comercios que venden pirotecnia. El año pasado recibimos múltiples quejas de ciudadanos que nos informaban sobre comercios que estaban vendiendo artículos prohibidos tales como bombas de estruendos”.

Seguir militando

Por último Canulli dijo: “Nosotros como militantes de esta causa seguiremos concientizando y pregonando con el eslogan de pirotecnia cero pero entendemos que Pergamino se ha perdido de estar a la vanguardia en esta temática. A mediano o largo plazo habrá una ley nacional que prohíba el uso de la pirotecnia, y en el caso de Pergamino no será lo mismo ir detrás de una ley nacional que haber podido ser pioneros”.

La situación de los niños con TEA

Virginia es la mamá de un niño con autismo. En diálogo con el Diario contó su experiencia y se mostró en contra de la utilización de pirotecnia, no solo por los niños con autismo sino también por los animales y las personas que se sienten afectadas. “Estoy en desacuerdo con el uso de la pirotecnia porque no es una acción armónica”, afirmó.

Para conocimiento de la población que tal vez no está familiarizada con los Trastornos del Espectro Autista, la mujer explicó a LA OPINION que “ante los ruidos fuertes mi hijo se desordena sensorialmente y empieza a tener conductas repetitivas, como caminar sobre su propio eje, taparse los oídos, actitudes que cuando está tranquilo no se dan. Ante situaciones previsibles le anticipo lo que puede suceder pero ante situaciones momentáneas e imprevisibles ellos no saben qué es lo que está pasando”.

En este sentido explicó que su hijo específicamente tiene problemas con los ruidos porque tiene una escucha sensible “pero sé de casos de niños con autismo que se alteran con los destellos de luz”.

Viaggio Espresso