Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Quieren que el Municipio adhiera al programa nacional de compactación

Muchos son los autos que hace años están abandonados en el depósito judicial. (LA OPINION) Muchos son los autos que hace años están abandonados en el depósito judicial. (LA OPINION)

Un proyecto elaborado por la concejal Gisela Cerminara propone que Pergamino se sume a la iniciativa para el desguace de automóviles secuestrados. Sugiere también incorporar las motos que están retenidas desde hace tiempo en predios de la Municipalidad y en el depósito judicial ubicado en calle Castelli.


El Programa Nacional para la Descontaminación, Compactación y Disposición Final de Automóviles, que surge en respuesta a la problemática social y ambiental que genera el incremento del parque automotor en Argentina y la consecuente acumulación de vehículos abandonados y/o secuestrados por las fuerzas federales y provinciales en distintos puntos del país, podría ser una alternativa para la disposición final de coches en estado de abandono, a partir de su secuestro, en caso de aprobarse un proyecto de ordenanza que presentará esta semana la concejal Gisela Cerminara, del bloque Cambiemos.
Cuando un vehículo es secuestrado por estar afectado a una causa judicial, ya sea por robo, homicidio, falsificación de documento automotor o por ley de drogas, entre otras situaciones, comienza el circuito administrativo ingresando los datos de ese rodado a la base del Registro Nacional de Vehículos Secuestrados. Pero su custodia, ya sea a partir de una causa provincial o federal, corresponde a los Municipios, que en un punto se ven colapsados por la acumulación de chatarra, con los consiguientes problemas ambientales.
“Estuvimos analizando cada uno de los puntos que tiene esta planificación nacional y consideramos oportuno que el Ejecutivo pueda adherirse para empezar a limpiar los predios donde actualmente hay autos que fueron retenidos hace mucho tiempo”, explicó la edil durante una entrevista que mantuvo con LA OPINION.
Al sumarse a este programa, parte del material secuestrado puede ser entregado con fines científicos o culturales a alguna entidad con reconocidos antecedentes en la materia, en el marco del subprograma Transformemos. “Pudimos ver que hay ciudades que tienen una muy buena experiencia en este tema y queremos traerlo a Pergamino con el fin de darle respuestas a los vecinos que viven en inmediaciones del depósito judicial que funciona en calle Castelli”, comentó Cerminara.

Chatarra benéfica
Así funciona: todo vehículo secuestrado en causa penal, luego de los seis meses de su custodia, ingresa administrativamente a este programa y es alojado en las playas de depósito, donde los identifican y clasifican en función de su estado. Asimismo se establece si están aptos para compactar o bien dejarlos con fines didácticos. “En el caso de ser compactado, un porcentual del dinero obtenido de la venta del material de chatarra es entregado a una entidad de bien público y de ser cedido a una institución con fines científicos, didácticos o culturales, se establece una serie de requisitos y visitas para verificar los puntos básicos de los proyectos a los que se ajuste la entrega”, agregó Gisela Cerminara con relación a los puntos salientes que tiene esta iniciativa nacional. Aquella institución educativa que desee contar con material didáctico o para uso cultural deberá presentar un proyecto institucional donde se expongan los objetivos por los que se requiere el material y características específicas del mismo. El informe deberá tener, entre otros requisitos, una reseña histórica del establecimiento, cantidad de alumnos involucrados y fotografías del espacio donde será emplazado el material.
Otro destino posible es el programa Transformemos, que tiene como objetivo colaborar y proveer materiales técnicos que sirvan para prácticas en áreas técnico productivas.

Las motos también
Aunque más pequeñas, las motocicletas bajo la custodia representan un problema complejo que según pasan los años va creciendo en función del número de rodados y de la escasez de espacio para su guarda. “Sabemos que podría llegar a funcionar perfectamente para las motos que están en los predios de la Municipalidad, hay que trabajar puntualmente en este tema para que realmente podamos abordar la problemática desde todos los ángulos dado que una cosa son los secuestros judicializados y otra los que corresponden a operativos que realiza el área de Inspección General”, advirtieron sobre especificaciones que promueven desde el bloque Cambiemos para que tenga una solución concreta en Pergamino, especialmente para dar respuesta a los reclamos vecinales por las condiciones de insalubridad que genera la acumulación de rodados secuestrados en la vieja planta de la Cooperativa de Pavimentación, cercana al Cementerio municipal.

Una solución
Las autoridades que conducen este programa nacional son conscientes que los depósitos de vehículos secuestrados se transforman en verdaderos desarmaderos a cielo abierto que sufren constantes hechos vandálicos y robos; incendios, desguaces y reutilización ilegal de autopartes son a menudo también situaciones que se quieren evitar con este plan al que seguramente se sumará Pergamino a partir del proyecto que impulsa la edil de Cambiemos. Esta iniciática no genera ningún costo para el Estado provincial y municipal; por el contrario, produce recursos genuinos derivados de la disposición final de los vehículos, que repercutirán en las entidades de bien público actuantes en el ámbito territorial de los gobiernos locales.