Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Pergamino

Sumando Compromiso, dos años de trabajo en beneficio del Taller Protegido

Dora Moyano durante la presentación del Programa en septiembre de 2016.  (ARCHIVO LA OPINION) Dora Moyano durante la presentación del Programa en septiembre de 2016. (ARCHIVO LA OPINION)

El programa logró imponerse en la sociedad y generar una dinámica de recolección de botellas de plástico PET que luego, en la sede la entidad, son constituidas en fardos para su posterior comercialización. Días pasados fue despachado el noveno camión con fardos. A dos años de lanzada la propuesta, el balance es altamente positivo.


El programa Sumando Compromiso cumplió a principios de este mes dos años desde su puesta en funcionamiento y la presidenta de la comisión directiva del Taller Protegido, Dora Moyano, ha creído oportuno realizar un balance de los logros materiales y humanos conseguidos desde que comenzó a implementarse esta propuesta. La ciudadanía realiza una recolección de botellas plásticas para ser donadas al Taller Protegido. Allí son prensadas y dispuestas en formato de fardos para su posterior comercialización, acción que genera réditos económicos utilizados para el desarrollo cotidiano de la entidad local.

Buenos frutos
La iniciativa solidaria ha dado sus muy buenos frutos, no solo desde lo ecológico sino que también en estos dos años de desarrollo los pergaminenses han demostrado cuán solidarios son. La donación de botellas plásticas es un éxito y el nombre de la campaña, Sumando Compromiso, es una marca registrada en nuestro medio.
En contacto con LA OPINION, Dora Moyano, presidente de la comisión directiva del Taller Protegido, reveló que desde hace dos años, momento en que comenzó a ejecutarse el Programa Sumando Compromiso, “la labor del Taller Protegido ha sido ininterrumpida, ha sido un trabajo paciente pero constante”.
Expresando el balance en números, Moyano contó que “en estos dos años hemos logrados despachar nueve camiones cargados con toneladas de fardos (cada camión tiene entre siete y 10 toneladas) elaborados con botellas PET para que este plástico sea reciclado”.

Los operarios del Taller son los encargados de clasificar las botellas por color. (ARCHIVO LA OPINION)

Prensas
Para llevar la tarea adelante, en el Taller cuentan con dos prensas hidráulicas, la primera de ellas, dijo Moyano “la compramos con el dinero que recaudamos de los remates que hacemos anualmente, mientras que la segunda fue donada de las empresas Rojas Lagarde, Monsanto y Cargill. Esto nos permite dotar de celeridad el trabajo de enfardado”. Vale aclarar que las prensas compactan las botellas y arman los fardos de plástico, que pesan alrededor de 40 kilos y contienen dos mil botellas, que luego son comercializados.

En campanas naranjas
Dando cuenta de que la campaña no se detiene y que “necesitamos recolectar una mayor cantidad de botellas”, la autoridad del Taller Protegido recordó que “las botellas que llegan al Taller Protegido son aquellas que están en la campana naranja, que son los depósitos del plástico PET. Si por confusión las personas depositaran botellas de plástico PET en contenedores de otro color, esas botellas no llegan al Taller. Estamos registrando una merma en la cantidad de botellas que recibimos por eso hacemos mucho ahínco en aclarar y pedir a la población que coloquen las botellas en la campana naranja”, y agregó que “le pedimos a los ciudadanos que, entre todos, podamos dar continuidad a esta conducta de no tirar las botellas a la basura sino que se las deposite en las campanas naranjas”.

Modelo a seguir
El programa Sumando Compromiso comenzó a ejecutarse hace dos años pero estuvo en las planes de las autoridades del Taller Protegido desde antes: “Teníamos la necesidad de generar una actividad laboral diferente porque la que hacíamos era poca para la cantidad de operarios con que contamos y a la vez porque necesitábamos un trabajo que diera réditos económicos que nos permitieran sostener la labor cotidiana”. En este marco es que visitaron el Taller Protegido que funciona en Las Flores y que desarrollan esta propuesta que para las autoridades locales les pareció viable. Con la iniciativa en mente, desde la institución pergaminense se diseñó el programa Sumando Compromiso y lo presentaron en el Concejo Deliberante, precisamente en la comisión de Medio Ambiente que estaba a cargo de la concejal Marita Conti. “En este marco se aprobó la ordenanza para ejecutar el programa y se suma el Municipio en dicha tarea”, recordó Moyano sobre el periplo que introdujo al Taller como un eslabón elemental de la propuesta “Actuá en verde”.

Compromiso municipal
En líneas generales vale aclarar que Sumando Compromiso cuenta con el respaldo de la Municipalidad local ya que la recolección de botellas y su traslado al Taller Protegido es responsabilidad del Municipio que a su vez ha dispuesto para la tarea de prensado a un empleado de su órbita.
En la génesis del programa, fueron las autoridades del Taller protegido quienes colocaron en diferentes partes de nuestra ciudad bolsones en los que la ciudadanía ubicaba las botellas de plástico PET pero haciendo valer su compromiso con la propuesta, el Gobierno local reemplazó los bolsones por las campanas naranjas.

Ya suman nueves los camiones despachados con fardos de plástico PET. (ARCHIVO LA OPINION)

A la sociedad
Un reconocimiento importante que realizan diariamente los referentes del Taller Protegido es a la sociedad pergaminense que ha generado la conducta de juntar las botellas. Al respecto, Moyano señaló que “el balance en estos dos años es sumamente positivo ya que muchísimas personas se han hecho eco de esta propuesta y asumieron el compromiso de recolectar botellas. Al mismo tiempo hay instituciones privadas y establecimientos educativos que también recolectan botellas para el Taller”.

Con la recaudación
Con los camiones que ya se han despachado se logró recolectar una suma de dinero que es utilizada para el mantenimiento del Taller Protegido. “Tenemos gastos fijos a los que hacer frente, servicios y el sueldo de las cuatro supervisoras”, señaló Moyano e informó que se está trabajando en la posibilidad de hacer un galpón cubierto para depositar allí los fardos que se van armando.

Cumpliendo objetivos
El objetivo por el que Taller Protegido fue creado es dignificar la vida de las personas con discapacidad intelectual y para cumplir ese propósito es fundamental que los chicos puedan desarrollar una tarea productiva. “Ellos, en el marco del programa Sumando Compromiso han obtenido un lugar muy importante en la sociedad, son parte del reciclado, parte activa en el cuidado del ambiente desarrollando todos los días la tarea de selección; todo ello hace que los chicos (30 en total) tengan dibujada una sonrisa permanentemente, son muy felices con este trabajo”, expresó Dora Moyano.