Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Policiales

Preocupación de los médicos del Hospital San José ante una seguidilla de robos en el predio

Médicos del Hospital San José plantearon su preocupación por los hechos de inseguridad que viven en el predio. (ARCHIVO LA OPINION) Médicos del Hospital San José plantearon su preocupación por los hechos de inseguridad que viven en el predio. (ARCHIVO LA OPINION)

La Asociación de Profesionales y los jefes de Servicio del nosocomio local denunciaron que son víctimas de hechos delictivos y vandálicos que ocurren en el playón ubicado en la parte trasera del centro de salud. Aunque hicieron reclamos ante las autoridades del Higa, no obtuvieron respuesta.


Lamentablemente aquellos que nos cuidan no son cuidados de la manera que se merecen. Luego de casi 180 días de trabajar incansablemente parahacer frente a la pandemia y cuando en la ciudad crece el número de casos de Covid- 19, los trabajadores de la salud que cumplen tareas a diario en el Hospital Interzonal General de agudos San José (Higa) vienen sufriendo desde hace al menos cinco meses una seguidilla de robos en el predio del centro de salud, especialmente en el playón trasero del nosocomio. Los hechos delictivos incluyen robos a mano armada, sustracción de elementos de los autos (robo de batería y neumáticos) o motocicletas que quedan estacionados.
Por tal motivo representantes de la Asociación de Profesionales y los jefes de Servicio se reunieron con las autoridades del Higa para plantear su preocupación por una ola de inseguridad que no cede y que tiene como blanco a los profesionales médicos y a personal de distintas áreas del establecimiento sanitario. A pesar de la inquietud por el momento no han obtenido respuesta por parte de las autoridades sanitarias. Más allá del resorte que puedan tener los directivos del Hospital en la contención de está situación, lo cierto es que desde la Provincia deberían articularse las medidas necesarias en forma rápida para solucionar un grave problema que suma una preocupación a la ya difícil situación que viven los integrantes del equipo de salid en el contexto de la pandemia.
Será tiempo que alguien recoja las inquietudes y preocupaciones de aquellos que, legítimamente expresan su temor por cuánto de sienten víctimas de situaciones de inseguridad que van en aumento y con consecuencias que en la escalada resultan impredecibles.

Sin GAD
Desde hace al menos tres años, los efectivos del Grupo de Apoyo Departametal (GAD) dejaron las instalaciones que utilizaban dentro del predio del Hospital (sobre calle Italia en el ingreso a la vieja Guardia) donde habían instalado un centro de operaciones con el objetivo de prevenir situaciones de violencia y además transformarse en una sede propia en un lugar estrategico de la ciudad. En ese momento y mientras los efectivos de esta fuerza policial estaban en el lugar, la seguridad era "muy buena" relataron los profesionales de la salud que se comunicaron con LA OPINION.
También la presencia de personal de seguridad dentro del nosocomio se ha visto diezmada y solo cumplen un rol cuidadores hospitalarios que no están facultados para intervenir como si podrían hacerlo efectivos policiales ante la ocurrencia de delitos y hechos como los que se denuncian.